DEL ABSENTISMO EXPONENCIAL A LA EMPRESA SALUDABLE HAY SOLO UN PASO

absentismo 2017

El pasado mes de Julio tuve la suerte de ser invitado como ponente y contertulio experto en Gestión del Cambio Rentable de la Cultura Preventiva de las organizaciones a un foro empresarial donde se debatía el que hacer para con las alarmantes cotas de Absentismo que están repuntando muy significativamente al alza en España.

En primer lugar, decir que quedé más que pasmado cuando me di cuenta que un gran colectivo de Empresarios y Directivos justificaba el incremento del absentismo de los últimos tres años por la salida de la recesión económica. ¡Por Dios!  Que lo utilice como argumento la clase política dentro de su vacía y vacua verborrea tiene un pase (dada la poca talla política de este colectivo en este país), pero que caigan en esta trampa economistas, abogados, ingenieros, licenciados y graduados en relaciones laborales es preocupante.

 

El absentismo no es el problema, es la consecuencia

absentismo 2017

En este país tenemos un problema serio y es que no nos miramos en ningún momento al ombligo. Estamos más centrados en identificar y combatir al culpable, que a cuestionarnos el por qué se produce y atajar el problema por la causa raíz.

Me explicaré mejor. Identificamos al absentismo como el culpable de la poca productividad española respecto a los principales países europeos y nos centramos en combatirlo desde dentro con la sana intención de aumentar nuestros ratios de productividad para conseguir mayores cotas de competitividad y salir de la actual situación.

Déjame que haga un inciso aquí. Recordemos que en 2014 el absentismo aumentó un 39%, en 2015 un 10,11%, en 2016 un 15% y un 8,30% en 2017. Es decir, un 72,41% en solo cuatro años que cuesta a las empresas 8,000 millones de euros al año y 75.874 millones al estado. Esto supondría el 6,9% del PIB.

Es evidente que el absentismo laboral es una de las lacras de las empresas.  Un elevado absentismo laboral en una empresa reduce su productividad y ocasiona problemas organizativos, además de generar costes extra para la empresa. Pero este planteamiento cartesiano hace que nos centremos en combatir el problema desde dentro sin conjugar el “enfoque polaroid” de enfoque y desenfoque para tener perspectiva global. Si lo hacemos nos daremos cuenta de que el absentismo no es la causa de nuestros problemas que da pie los bajos niveles de productividad, sino más bien la consecuencia de una serie de hechos que desembocan en ello.

Tal como nos muestra el estudio efectuado por Acció Preventiva (Consultora especializada en la Gestión del Cambio Preventivo Rentable de las organizaciones) y Europreven Servicio de Prevención a más de 2.000 empresas Españolas de entre 50 y 400 trabajadores la solución no pasa  por “combatir” el absentismo laboral implantando medidas de control exhaustivo de asistencia, retrasos en la entrada, tiempos de descansos alargados, faltas de asistencia imprevistas por cuidados de los hijos, análisis de las bajas para ver si son por motivos justificados o no, cambiar las normas entrada y salida de la empresa para reducir mermas productivas, etc., sino por mirarnos al ombligo y cuestionarnos el estilo de dirección y liderazgo de nuestra organización.

Las medidas adecuadas producen resultados extraordinarios

Es cierto que la crisis ha traído un empeoramiento en las condiciones laborales, inseguridad en el empleo, sueldos precarios, contratos más precarios aún, recortes de personal, recortes salariales (con lo cual los que quedan han asumido más trabajo y con peores condiciones económicas), desaparición de muchas empresas, endeudamiento de muchos empresarios… Y todo ello nos ha llevado a un aumento descomunal de los riesgos psicosociales, insatisfacciones, estrés, desarraigo con el proyecto y con la empresa, etc. Esto da como resultado el aumento del absentismo tan pronto las condiciones económicas del país empiezan a mejorar, pues ahora el trabajador es conocedor que en caso de que le despidan no le costará tanto encontrar otro trabajo.

Pero si desde RRHH solo nos centrarnos en implantar medidas de control exhaustivo para “combatir” el absentismo, estas no solo no garantizarán mejores resultados, sino más bien tendremos todos los números que produzcan el efecto contrario en forma de desgaste y desmotivación de nuestros colaboradores. Habremos empeorado la situación con el agravante que no solo sufriremos las consecuencias económicas, sino que ahora nos repercutirá directamente en el ambiente laboral, en el reparto de la carga de trabajo, la calidad y efectividad de las tareas realizadas… En definitiva… ¡todo un despropósito!

En base al estudio mencionado con anterioridad, sólo el 17,42% (352 de 20000) de estas empresas se han cuestionado su estilo de liderazgo y han efectuado cambios para combatir la falta de motivación, la falta de responsabilidad y/o la autodisciplina y con ello disminuir sus cotas el absentismo.

Los resultados que han tenido las empresas que han aplicado dicho cambio han sido espectaculares

  • 92% Ha bajado la accidentabilidad
  • 89% Optimización de recursos
  • 86% Aumento de la competitividad (Productividad y Calidad)
  • 85% Disminución del Absentismo
  • 82% Disminución de conflictos
  • 78% Fidelización de trabajadores y retención del talento

Te necesito para liderar el cambio del absentismo

Director de RRHH, debes liderar el cambio del Absentismo. ¡Tu CEO y tu empresa te necesitan!

Desgraciadamente a ti y a mí a fecha de hoy nos queda mucho por hacer, mucha saliva por gastar y mucha pedagogía por volcar a empresarios y directivos en el afán de que tomen conciencia de que la Gestión del Cambio del Absentismo es posible, es rentable y les permitirá ganar competitividad.

Ahora hablemos de ti. ¿Me puedes contar qué haces para disminuir el Absentismo en tu Empresa? Tus experiencias me serán muy útiles, al igual que para el resto de los amigos lectores.

Por cierto, si te gustó el artículo, me ayudarías si lo compartes en tus redes sociales. Gracias de antemano.

Comparte este artículo:

Contenidos más vistos en este momento

Navidades Seguras

18 diciembre, 2018

CUÍDATE ESTAS NAVIDADES

11 diciembre, 2018

Recibe nuestras últimas publicaciones

Regístrate en nuestro boletín y podrás estar al día en actualidad preventiva, eventos y cursos.